¡Y Messi no aguantó hasta el final!

15221853926039

Leo Messi se revolvía en su asiento. La gran estrella de Argentina tuvo que ver el partido desde la barrera. No pudo lamentarlo más. Vio como España arrollaba a su selección, a sus compañeros, y le endosaba una goleada histórica. Tal era el nerviosismo del jugador del Barça que a diez minutos del final del partido decidió abandonar el palco.

Las cámaras de televisión captaron el momento en el que Messi se levantaba de su asiento y se iba, seguramente camino de vestuarios. Leo se quedó sin jugar en la noche más dolorosa de la etapa de Sampaoli. En el Mundial, el ’10’ de la albiceleste querrá venganza. En el Wanda, los 90 minutos se le hicieron eternos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *