La intensa tormenta de nieve que castiga a Nueva York y sus alrededores

media-photo_5a4f720ea4d76178ffbd6b17_640w

Tras la llegada del ciclón bomba o tormenta Grayson que obligó a muchos estadounidenses, en especial a los neoyorkinos, a estar en alerta máxima, las temperaturas bajo cero no ceden.

La ciudad de Nueva York y sus alrededores fue afectada de forma feroz por la tormenta bautizada ‘Grayson’ y el alerta se mantiene por las temperaturas que llegan a los 20 grados negativos y la borrasca que dificulta la movilidad.

Si bien en Nueva York no se informó de víctimas mortales, en otros estados se habla de al menos 17 muertos, el alcalde anunció la importancia de extremar las medidas y ponerse a resguardo.

Se suspendieron las operaciones en los aeropuertos JFK y LaGuardia. “Esta es una tormenta muy muy severa, con fuertes vientos y bajas temperaturas”, afirmó el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, declaró el estado de emergencia en varias zonas del estado. “No es una tormenta de nieve normal, es una tormenta de nieve más vientos de gran velocidad, que crean una situación grave”, afirmó Cuomo.

De acuerdo con datos oficiales, en puntos como Central Park de Manhattan cayeron unos 20 centímetros de nieve hasta primera hora de la tarde, mientras que en el condado de Suffolk, en Long Island, la zona más expuesta, llegaron a caer hasta 35 centímetros.

Las previsiones indican que la sensación térmica puede caer hasta los -29 grados centígrados,especialmente este viernes por la noche y en la madrugada del sábado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *