Se abstuvo de declarar el “chacal” que mató a la beba de 18 meses

detenido

El adolescente de 16 años que confesó haber matado a Morena, la niña que ingresó sin vida el último fin de semana en el hospital de Fernández, se abstuvo de declarar.

Custodiado por dos efectivos, ingresó pasada las 13 a los Tribunales locales para prestar declaración frente al fiscal que interviene en el caso.

Morena fue asesinada a golpes, según se desprendió de la autopsia realizada por los forenses. También se supo que fue golpeada por el padrastro porque le había robo el celular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *