Un encuentro con Macri expone las diferencias en la Corte Suprema

f800x450-486191_537637_10

El mandatario compartió hoy un almuerzo en la Casa Rosada con el titular del máximo tribunal Carlos Rosenkrantz, y con la vicepresidenta Elena Highton de Nolasco.

El Presidente Mauricio Macri y los ministros de la Corte Suprema Carlos Rosenkrantz y Elena Highton de Nolasco compartían esta tarde un almuerzo de camaradería en la Casa de Gobierno. Junto al mandatario nacional y las autoridades del máximo tribunal se encontraban el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y el ministro de Justicia, Germán Garavano.

El encuentro se da a un mes de una votación que sorprendió a muchos y marcó un importante cambio en la Justicia argentina, con el polémico reemplazo de Rosenkrantz en la presidencia del máximo tribunal –nominado por el propio Macri- que terminó desplazando al juez Ricardo Lorenzetti, quien llegó de la mano del ex presidente Néstor Kirchner para ocupar el lugar de Enrique Petracchi. En tanto, Elena Highton de Nolasco, fue elegida para ocupar la vicepresidencia de la Corte.

Cabe destacar que, en un principio se esperaba que la mesa compartida con el jefe de Estado fuera más amplia, pero finalmente solo participaron Rosenkrantz y Highton, mostrando así un mayor acercamiento al gobierno de Cambiemos, mientras que los demás magistrados terminaron excusando su ausencia esta tarde.

Si bien los operadores judiciales del oficialismo Fabián “Pepín” Rodríguez Simón y José Torello tenían un lugar asignado en la mesa, pegaron el faltazo luego de que les recomendaran no asistir. La explicación a esto tiene que ver con que al almuerzo estaban invitados los cinco miembros del máximo tribunal, pero solo el presidente y la vice aceptaron el banquete, mientras que en esta oportunidad Lorenzetti, Carlos Maqueda y Horacio Rosatti decidieron no acudir.

De esta manera, la foto entre Ronsenkrantz y Highton de Nolasco y Macri ratifican el perfil que asumieron los dos ministros de la Corte más afines al Poder Ejecutivo, quienes se encargaron de remover a Lorenzetti de la presidencia del máximo tribunal. Además, son señalados como los responsables de dilatar sentencias que podrían complicar el ajuste fomentado por la Nación para cumplir con el FMI y alcanzar el déficit cero.

En ese sentido, cabe mencionar que uno de los expedientes que podría ser desempolvado es esperado por el sector de los jubilados, ya que se trata del caso Blanco, quien viene batallando en distintas instancias para que las autoridades respeten su derecho de cobrar un haber justo. Ante esto, la Cámara de la Seguridad Social se definió a su favor, por lo que debería percibir un 31% más de lo que le ofrece la Anses con la polémica Reparación Histórica. Sin embargo, el Gobierno apeló y estaría faltando la firma de Rosenkrantz y Highton de Nolasco para destrabar el caso.

Tras el almuerzo con los jueces de la Corte, el Presidente finalizará su jornada de trabajo con una reunión de seguimiento de la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable prevista para las 16:00.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *